Ven escenario complicado para Alfa

2016-11-24El Economista

El conglomerado industrial regiomontano Alfa, es uno de los más golpeados por la depreciación del peso mexicano y el nerviosismo que existe por la incertidumbre sobre las políticas económicas y comerciales que implementará el próximo presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

La emisora que forma parte del Índice Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) , después de las elecciones presidenciales del 8 de noviembre en Estados Unidos reporta una caída acumulada de 10.63% en el precio de sus acciones, observándose una pérdida en su valor de capitalización de alrededor de 15,566 millones de pesos.

Sin embargo, en lo que va de este año registra una contracción en el precio de su acción de 24.97%, al pasar de un valor de 34.06 a 25.56 pesos, cotización que no se observaba desde finales de noviembre de 2011, cuando las negociaciones se encontraban en 25.89 pesos por título.

En valor de mercado Alfa ha perdido en el año cerca de 43,729 millones de pesos, al pasar de 174,609 millones de pesos a principios de año, a 130,880 millones de pesos al cierre de la jornada bursátil de este jueves.

La analista senior del sector de conglomerados de Signum Research, Armelia Reyes explicó que una empresa del tamaño de Alfa, con subsidiarias que tienen relaciones comerciales con Estados Unidos, entre otros mercados, está muy expuesta a la fluctuación cambiaria y a las relaciones comerciales.

Deuda en dólares

Reyes mencionó que el escenario de Alfa luce complicado por el alto nivel de endeudamiento en dólares, que asciende a un monto total de 8,394 millones de dólares, según datos registrados al cierre del tercer trimestre de este año.

“Alfa presenta una alta vulnerabilidad tanto en el corto y mediano plazo, pues considerando las decisiones de políticas públicas de Donald Trump, su deuda se ubica en 1.12 veces, medida de riesgo en el mercado”, dijo Armelia Reyes.

La analista mencionó que los inversionistas del medio bursátil se encuentran un tanto desencantados debido a que no le han perdonado la cancelación de la oferta por Pacific Rubiales, empresa petrolera de origen canadiense.

Mencionó que en el futuro ya no debería existir un mayor deterioro de las acciones de Alfa por la cancelación de esta inversión, ya que en los resultados del tercer trimestre del 2016 finalizaron las pérdidas que les generó dicha oferta.

La experta comento que Alfa no ha desistido entrar al sector energético y que probablemente va a hacer una oferta en la Ronda 4 en alianza con alguna compañía extranjera para concursar en un contrato con Petróleos Mexicanos.

“El riesgo de entrar al sector energético, ahora es muy alto y más si se trata de aguas profundas, debido a que la inversión es mayor”, dijo Armelia Reyes.

Anticipó que si Alfa quiere hacer inversiones adicionales dentro del sector energético, tendrá que salir con su subsidiaria Sigma al mercado bursátil a colocar acciones con el fin de tener liquidez.

Materias primas se encarecen

El director de Análisis Bursátil de MetAnálisis, Gerardo Copca mencionó que la subsidiaria de Alfa, Sigma Alimentos, que está siendo afectada por el tipo de cambio porque la mayoría de sus materias primas son cotizadas en dólares.

Después del triunfo de Donald Trump, las acciones de la fabricante de autopartes, Nemak, llegó a perder en sólo tres días 13.7%; sin embargo, se ha recuperado y reporta una caída de 7.9 por ciento.

La petroquímica Alpek, añadió, es la única empresa del conglomerado que se ha recuperado del efecto Trump. Después del anuncio del triunfo del republicano sus títulos registraron una caída máxima de 7.8%, aunque hoy se encuentra con ganancias de 3.52 por ciento.