Confía Europa en lograr acuerdo comercial con Mercosur este año

lunes 9 de octubre de 2017

La Unión Europea (UE) considera como posible que el acuerdo de libre comercio que se negocia con el Mercosur pueda concretarse antes de que finalice 2017, pese a las divergencias acerca de la apertura de mercado para la carne de vacuno y el etanol sudamericanos.

Bruselas, Bélgica

Signum Research,Notimex.- La Unión Europea (UE) considera como posible que el acuerdo de libre comercio que se negocia con el Mercosur pueda concretarse antes de que finalice 2017, pese a las divergencias acerca de la apertura de mercado para la carne de vacuno y el etanol sudamericanos. Según una fuente de la Comisión Europea (CE), institución que conduce las negociaciones por parte de la UE, existe una fuerte voluntad política y compromiso técnico en ambas partes, lo que hace posible superar los problemas remanentes. Además, con la realización de elecciones presidenciales en Brasil en 2018, el proceso quedará “más complicado de no concluirse en el plazo previsto, dijo.

La apertura del mercado europeo al combustible y a la carne producidos principalmente en Brasil y Argentina (que junto a Paraguay y Uruguay conforman el Mercosur) es el escollo más importante en las pláticas, debido a la sensibilidad del tema para los agricultores de la UE. La propuesta de la CE de conceder al Mercosur cupos de 70 mil toneladas de carne bovina y 600 mil toneladas de etanol a tarifas preferenciales fue criticada tanto por los representantes sudamericanos, como por muchos países europeos y asociaciones de agricultores, aunque por razones opuestas.

El negociador brasileño, Ronaldo Costa Filho, consideró "decepcionante" la oferta, inferior a la presentada en 2004, cuando la UE se dispuso a abrir su mercado a 100 mil toneladas de carne de vacuno producida en el Mercosur. Del otro lado, Francia, Irlanda y otros seis países europeos se quejaron hoy, en un consejo de ministros de Agricultura, de una apertura que pondría en riesgo a los productores europeos. "En una negociación, es comprensible que la otra parte no esté satisfecha con una oferta. Uno siempre querrá más, particularmente cuando se trata de un sector importante para él.

No obstante, lo que pusimos sobre la mesa requirió un esfuerzo significante para la UE", dijo la fuente consultada. "Nos hemos preocupado en hacer una oferta que tiene un valor real. No obstante, es una propuesta que lleva en consideración la realidad y las condiciones en el mercado agrícola europeo, y respeta las sensibilidades", defendió. La oferta europea también lleva en consideración el nivel de apertura que los países sudamericanos se disponen a ofrecer en el sector industrial. "Estoy seguro de que no llegará al cien por ciento, como llegó con Canadá", observó el funcionario, sin precisar el margen de maniobra que tiene la UE para mejorar su oferta.

A los críticos en Europa, la CE señala que las exportaciones de carne europea “van muy bien: han crecido 35 por ciento en los dos últimos años y 17 por ciento en 2016. Al mismo tiempo, sostiene que un acuerdo con el Mercosur le daría “mejores canales para tratar eventuales problemas de controles fitosanitarios en la producción de vacuno. Uno de los argumentos de los críticos al acuerdo es que la carne sudamericana, principalmente la producida en Brasil, no respeta los criterios europeos. "Decir que un acuerdo con el Mercosur pondrá en riesgo nuestro nivel de protección (fitosanitaria) no es cierto", aseguró la fuente europea.