Cemex invierte en empresa de concreto inteligente

martes 24 de julio de 2018

Cemex Ventures invertirá en la compañía Concrete Sensors, una startup basada en Estados Unidos que permite a los contratistas acelerar los tiempos de la obra a través del monitoreo preciso y en tiempo real de la temperatura, humedad relativa y dureza de cualquier mezcla de concreto.

Ciudad de México

Signum Research,Notimex.- Cemex Ventures invertirá en la compañía Concrete Sensors, una startup basada en Estados Unidos que permite a los contratistas acelerar los tiempos de la obra a través del monitoreo preciso y en tiempo real de la temperatura, humedad relativa y dureza de cualquier mezcla de concreto. El director general de la mexicana, Gonzalo Galindo, dijo que decidieron invertir en dicha empresa porque es una startup que ofrece soluciones para un amplio rango de retos en la construcción. "Concrete Sensors brinda valor añadido a los clientes de Cemex, al permitirles maximizar los beneficios de los productos, a la vez que ahorran dinero, aseguró.

Destacó que la solución de la empresa ya ha sido empleada por algunos de los mayores y más sofisticados contratistas, como Turner Construction y Skanska, lo cual despertó el interés de Cemex Ventures, Requus Ventures y Arab Angels Fund, que se han asociado para llevar a cabo esta inversión. Las tres comparten con Concrete Sensors la visión del potencial de mercado que se enfoca en información práctica, alta precisión, mejor experiencia del cliente y un profundo entendimiento de la industria de la construcción, indicó. “Requus Ventures es un inversionista estratégico de alcance global que busca inversiones en los sectores de construcción y bienes raíces, como el caso de Concrete Sensors.

La solución puede ofrecer a los clientes ahorros en tiempo y dinero, mejora de calidad y puede ser fácilmente escalada a nivel global". La mexicana expuso en un comunicado que la combinación de datos y un laboratorio propio de calibración permite a los clientes ahorrar dinero y reducir los tiempos de obra en semanas; todo ello con mejoras en calidad. Y es que, resaltó, la solución representa un hito en la industria de la construcción pues permite a los equipos tanto evitar demoras en los tiempos de la obra, como optimizar el flujo de trabajo. Esto, aseveró, debido a que los sensores instalados en la obra se activan de forma automática tras el vertido de concreto para analizar el material, asegurando su calidad y eficiencia.